neuville3 corse2017

Menudo mundial. Cuatro rallyes, cuatro campeones, cuatro marcas. En Montecarlo fue Ogier (M-Sport); en Suecia fue Latvala (Toyota); en México fue Meeke (Citroën) y ahora en Francia ha sido Neuville (Hyundai). Nueva victoria en el WRC para él y nuevo podio para Dani Sordo. Entre medias, Ogier, que no pudo ser profeta en su tierra. El de M-Sport seguirá liderando un mundial de rallyes que se aprieta. La última jornada ha estado marcada por las batallas individuales (Ogier – Sordo y Latvala – Breen). El primer rally de asfalto de la temporada llega a su final tras un divertido domingo.

La mañana del día final arrancaba con Thierry Neuville marcando el mejor crono y con Dani Sordo quedándose a tan sólo una décima del belga. Ogier, con problemas, cedía casi medio minuto y la segunda posición. La Power Stage se antojaba como un final de infarto, con una pelea entre el cántabro y el vigente campeón del mundo. Hyundai contra M-Sport. Sorprendentemente la batalla de la temporada a pesar de los años de sequía de los británicos.

Otra batalla se disputaba justo a continuación. Jari-Matti Latvala perdía la cuarta plaza con Craig Breen. Al de Toyota, que está realizando un buen inicio de temporada, le tocó remontar durante la jornada de ayer y hoy tuvo que bailar con el joven británico. Breen ha sido, de nuevo, quien ha salvado el orgullo de Citroën tras el repentino abandono de Meeke ayer por culpa del motor del C3 WRC.

ogier3 corse2017

La última especial del rally se celebraría a las doce y veinte del mediodía, casi cuatro horas después de haberse celebrado la primera, efecto directo de la escasez de tramos de esta edición del Rallye Tour de Corse. No obstante el kilometraje ha sido amplio – nada menos que 316,8 kilómetros repartidos en una decena de tramos. Una auténtica prueba de resistencia.

El primer susto lo daba Hayden Paddon, encajonado casi todo el fin de semana en sexta posición, en tierra de nadie. El kiwi decidió dar espectáculo y salió al Power Stage a pilotar su Hyundai i20 WRC 2017 de lado. A continuación, un nuevo giro: Breen terminaba perdiendo la cuarta posición por… ¡una décima! Latvala volvía a remontar con un gran tiempo.

La batalla por la plata iba a seguir los mismos derroteros. A Ogier le tocaba remontar y, aún sin frenos y sin potencia (como subrayaba en meta), lograría recuperar la segunda posición por poco más de un segundo. Dani Sordo, así, terminaba en tercera posición. El último en llegar fue el incuestionable líder, Thierry Neuville, que lograba ganar el rally tras un fin de semana sobresaliente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *