Lewis Hamilton cumplió su objetivo. El inglés salvó otro ‘match ball’ de Rosberg en Brasil dominando un Gran Premio absolutamente ‘loco’ de principio a fin, con una seguridad de auténtico campeón. El británico se impuso a Rosberg, que fue segundo, y a Verstappen, que completó el podio con una remontada final espectacular en una carrera en el que el agua se convirtió en el protagonistas principal. bajo la lluvia de Interlagos, el inglés volvió a mostrarse intratable, como durante todo el fin de semana, sabedor de que no podía dejar que su compañero de equipo ganara si no quería entregarle al corona Mundial ayer mismo. Y Lewis consiguió forzar la ‘prórroga’ con gran seguridad y convicción, logrando su tercer triunfo consecutivo sin dar opción a su compañero, como ya hizo en Austin y Ciudad de México. La reacción tardía de Hamilton en este Mundial hacían que la penúltima prueba del campeonato se antojara emocionante, aunque la lluvia estuvo cerca de aguar la fiesta a la afición brasileña.

La carrera fue el examen más complicado que Rosberg ha tenido que pasar hasta el momento para llegar a la última carrera con 12 puntos de ventaja sobre Hamilton. La prueba inició con una salida lanzada bajo el régimen del coche de seguridad en la que Verstappen adelantó con el desparpajo que le define al germano. El líder del campeonato sabía que no podía permitirse un abandono y optó por un ritmo más conservador. Calculadora en mano, viajaba en la tercera plaza con aparente normalidad hasta que la carrera enloqueció. Un trompo de Ericsson obligó que entrara el ‘Safety Car’ y poco después, un fuerte impacto de Raikkonen contra el muro hizo que se mostrara la primera bandera roja de la jornada.

Empezaron entonces las dudas entre pilotos, comisarios y aficionados, que debatían en si había que correr en dichas condiciones. Una situación que empeoró con la vuelta de los pilotos a pista con el coche de seguridad, ya que sólo 8 giros después, se volvió a parar la carrera. Entre los abucheos del público, el tiempo corría en contra de Hamilton, que quería alcanzar al menos el 75% de la prueba para poder sumar el 100% de los puntos. Todo lo contrario que Rosberg, que se quejó por radio de que no se podía correr.

 

Remontada de Verstappen

Con la enésima reanudación de la cita, Verstappen se convirtió en el gran vencedor. Hamilton se dirigió hacia el triunfo con tranquilidad y el holandés, que llegó a ser undécimo tras equivocarse en la estrategia de neumáticos, se sintió como pez en el agua con los intermedios para remontar con una hambre tremenda hasta alcanzar el podio. especial fue el adelantamiento sobre Vettel en la quinta plaza, llevado al germano a la hierba tras la controversia de México.

Sainz vuelve a brillar

Sainz quería agua y cumplió bajo la lluvia. El español volvió a brillar ante los ojos de todos. Arriesgó al inicio de carrera manteniendo los neumáticos de lluvia extrema y sacó provecho al más puro estilo Alonso de los problemas que se encontraron el resto de monoplazas, manteniéndose a flote sobre el agua de Sao Paulo con mucha confianza. Pilotando sin errores, se encontró en cuarta posición en la recta final de la carrera. No obstante, su motor Ferrari de 2015 sin evolucionar no pudo hacer nada para que Vettel y Verstappen le pasaran al final.

Por su parte, Fernando Alonso también logró puntuar en una carrera complicada para el asturiano. El ovetense sufrió un trompo en la vuelta 59 que le relegó a la décimoséptima posición. Sufrió en pista e incluso estuvo a punto de tocarse con Vettel cuando ocupaba la octava plaza. Fue una carrera de altibajos para el español, que en el último tramo de prueba logró un punto que sabe a gloria.

Todo se decidirá en la última carrera. Nico Rosberg y Lewis Hamilton se disputarán el título del campeonato del mundo de Fórmula 1 de este 2016 el próximo 27 de noviembre en Abu Dhabi. El alemán ha dispuesto de dos ‘match-balls’ en los Grandes Premios de México y Brasil pero los triunfos del británico han evitado que el que sería el primer título de Rosberg se haya convertido en realidad.

Nico Rosberg será campeón si…

– Gana, es 2º ó 3º.

– Es 4º, 5º ó 6º y Hamilton no gana.

– Es 7º u 8º y Hamilton es como máximo 3º.

– Es 9º ó 10º y Hamilton es como máximo 4º

– No puntúa y Hamilton es como máximo 5º.

Lewis Hamilton será campeón si…

– Gana, y Rosberg es como máximo 4º.

– Es 2º y Rosberg es como máximo 7º.

– Es 3º y Rosberg es como máximo 9º.

– Es 4º y Rosberg no puntúa.

Fuente: elmundodeportivo.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *