Noticia original: soymotor.com/…

Montreal recibió a equipos y pilotos con un día nublado, pero caluroso. 28 grados en al ambiente, 41 en el asfalto, la ausencia confirmada de lluvia y un invitado inesperado –que para nada gusta a los pilotos–, el viento. Séptima prueba del Mundial en la que Lewis Hamilton partía desde la Pole en el circuito Gilles Villeneuve, uno de sus circuitos talismán. Y volvió a serlo. Imperial victoria del británico y cuarto Grand chelem de su carrera.

Wehrlein fue el único piloto que arrancó la carrera desde el pit-lane. Su accidente durante la Q1 en la jornada de ayer obligó a cambiar por completo su ala trasera, por lo que el alemán comenzó desde la calle de boxes. Kvyat estuvo a punto de correr la misma suerte que Pascal. Su coche se quedó parado cuando daba comienzo la vuelta de formación, pero en última instancia ha podido poner en marcha su monoplaza.

Se apagó el semáforo y comenzó el espectáculo con una increíble salida de Max Verstappen, que se colocó segundo tras la primera curva. El holandés sorprendió a los Ferrari y a Bottas y se lanzó al único hueco libre por el exterior para pasar de quinto a segundo en la corta recta de meta de Montreal. Vettel y Räikkönen salieron mal, y perdieron posiciones, además, el alemán acabó con el alerón delantero totalmente roto tras recibir el impacto del holandés de Red Bull cuando éste le adelantaba.

Instantes después llegó la mala noticia para Carlos Sainz. El madrileño cerró a Grosjean en la recta previa a las curvas 3 y 4 y el francés impactó con la rueda trasera del piloto español. A su vez, el STR12 de Carlos salió despedido y colisionó con Felipe Massa, para el que también finalizó la carrera. Un incidente provocó la salida del safety car. La maniobra de Carlos le costó una investigación después de la carrera, que concluyó con una sanción de 3 puestos para la parrilla de Bakú y dos puntos del carné de la superlicencia.

Vettel se vio obligado a parar para cambiar el alerón y se reincorporaba en última posición en la vuelta 8. Tres vueltas más tarde, el coche de Verstappen dijo basta y se quedó parado cuando marchaba segundo. Una gran oportunidad perdida para le holandés de finalizar en el podio. Tercer abandono de la temporada para él. El virtual safety car provocado por el piloto de Red Bull lo aprovecharon varios pilotos para hacer su parada. Hülkenberg fue el primero, seguido por Palmer y Ericsson. En la vuelta 16, Fernando Alonso se colocó séptimo tras el drive through señalado a Kvyat por su adelantamiento después de la línea de safety car en la vuelta de formación.

Mientras tanto, Lewis Hamilton marchaba en cabeza plácidamente con Bottas segundo, Ricciardo tercero, y los Force India, cuarto y quinto respectivamente con Pérez por delante de Ocon. Y fue entonces cuando comenzaron las paradas en boxes. El primero, Kimi en la vuelta 19–que optó por el superblando–, seguido por Ricciardo, que optó por el neumático blando para llegar hasta el final. Pérez fue el siguiente. Todos ellos salieron por detrás de Fernando, que no tuvo más remedio que dejarlos pasar. No era su pelea, y el asturiano lo sabía.

Bottas fue el primer Mercedes en parar, neumático blando para el finés, siguiendo la estrategia de Ricciardo, ya que las vueltas del australiano eran buenas con ese compuesto. Vettel proseguía con su remontada, y adelantó a Alonso en la vuelta 28 para colocarse séptimo.

Hamilton realizó su parada en la vuelta 31, sin problemas para el británico que volvió líder a la pista, con diez segundos de ventaja sobre  su compañero de equipo. Ocon, que marchaba segundo, entró en la misma vuelta y salió en sexta posición, justo entre los dos Ferrari. Las cosas se estabilizaban en la zona delantera, hasta que Räikkönen entró de nuevo a boxes para montar ultrablandos, buscar una estrategia diferente. Una segunda parada que repetiría su compañero de equipo. Ferrari optó por una estrategia a dos paradas para buscar el ataque en el último stint con ultrablandos, y le salió bien.

La parada de Alonso llegó en la vuelta 43, y volvió a la pista 11º, seis segundos por detrás de un Magnussen que aún tenía que hacer su parada, pero con un Lance Stroll con motor Mercedes que le adelantó como un avión varias vueltas más tarde. La buena noticia para el asturiano en ese momento, el abandono de Kvyat, que le concedía el décimo puesto. Pero sí, otra vez. De nuevo el motor Honda dijo basta. Fernando abandonó a falta de dos vueltas para el final, cuando en Woking se relamían con el primer punto del año. El peor arranque de la historia del equipo se alarga, y llega a las 7 carreras, ya que Vandoorne sólo pudo ser decimocuarto.

Con las cosas claras en las dos primeras posiciones, toda la emoción del tramo final se centraba en la lucha por el podio. Ricciardo, Pérez y Ocon. El francés, atrevidamente, pedía por radio que ‘Checo’ le cediera la posición para ir a por Ricciardo. Donde sí hubo movimientos fue entre los Ferrari. Problemas de frenos en el coche de Kimi –además de una colada en la chicane del Muro de los Campeones–, acabó con Vettel tratando de llegar al cajón.

El alemán peleó hasta el final, y consiguió deshacerse de los Force India. Ocon intentaba adelantar a su compañero de equipo, y esa situación la aprovechó Seb para adelantar a los dos monoplazas de Silverstone. Primero adelantó a Ocon en una ajustada maniobra en la curva 1, y a falta de dos vueltas para el final, atrapó al mexicano, que no pudo defenderse. El líder del Mundial no pudo cazar a Ricciardo, pero minimizó los daños tras su incidente en la salida. Primera carrera de la temporada en la que Vettel termina por debajo de la segunda posición.

Hamilton finalizó su camino triunfal hacia la victoria. La tercera seguida en Canadá. La tercera en lo que va de 2017. La sexta en el mismo trazado. Y una superioridad materialzada con un Grand Chelem incontestable. Lewis volvió a hacer bueno uno de sus cotos de caza favoritos, y recorta la distancia en el Mundial con Vettel. Se coloca a sólo doce puntos tras el cuarto puesto del alemán. Bottas, sin ninguna opción de victoria, y Ricciardo, completaron el podio. Räikkönen sólo pudo ser séptimo.

Hülkenberg volvió a cumplir y finalizó octavo. Y mención aparte se merece Lance Stroll. Seguró que el canadiense no olvidará fácilmente el primer GP que disputa en casa, ya que finalizó noveno y suma sus primeros puntos en la Fórmula 1. Grosjean cerró la zona de puntos. Palmer volvió a quedarse a las puertas de los puntos, fue undécimo e igualó su mejor resultado de la temporada. Tras él, Magnussen y Ericsson. El de Sauber fue decimotercero justo por delante de Vandoorne. Wehrlein cerró la tabla en decimoquinta plaza.

ACTUALIZACIÓN 22:43 Dos puntos de sanción para Kevin Magnussen por adelantar durante coche de seguridad virtual y otros dos para Daniil Kvyat por problema en vuelta formación.

Ahora la Fórmula 1 descansará el próximo fin de semana para volver dentro de catorce días con la disputa del Gran Premio de Azerbaiyán, en el circuito callejero de Bakú.

2 Comments

  1. Me encanta la F1, pero cuando empezó el partido de la selección española la quite…. Entre la situación de Alonso, F1 de pago y estas carreras sin aliciente, la llama de la formula 1 se me esta apagando.

  2. Turu

    Hay que pasarse a las carreras de tractores, sin duda! jaja

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *