Noticia original: www.soymotor.com/…

Golpe prácticamente definitivo de Lewis Hamilton al Mundial en Suzuka. El piloto británico sumó una nueva victoria en Japón, y Sebastian Vettel se vio obligado a abandonar en las primeras vueltas por un problema en su monoplaza.

La distancia se va hasta los 59 puntos, y Lewis puede ser Campeón de Mundo en Austin dentro de dos semanas. Por parte de Carlos Sainz, el madrileño no ha podido despedirse con buen sabor de boca de Toro Rosso, ya que tuvo que abandonar en la primera vuelta al sufrir un pinchazo lento y acabar contra las protecciones.

Y antes de la carrera, ‘dejà vu’ y drama para el equipo Ferrari. Tal y como ocurriera en Malasia, problemas en uno de sus monoplazas en la parrilla. En esta ocasión era el coche deVettel al que tenían que retirar el capó motor para comprobar que todo funcionaba correctamente tras detectar problemas en una bujía. Mucho trabajo en el SF70-H del alemán y prisas para poner todo a punto. Tomó la salida, pero sólo aguantó cuatro vueltas sobre la pista. Debacle y prácticamente adiós al Mundial para Seb.

Domingo

Se apagó el semáforo, con una gran salida de Max Verstappen que desde la cuarta posición se colocó segundo con un buen adelantamiento en la horquilla al mermado monoplaza de la Scuderia. Sainz perdió el control de su coche en la zona de las Esses a causa de un pinchazo lento y acabó contra las protecciones, provocando la salida del safety car. Triste adiós para el madrileño a quien veremos de negro y amarillo la próxima vez que vuelva a subirse a un monoplaza.

Momentos antes, en la recta de meta, se manifestaron los problemas de potencia de Vettel, que acabaron con la retirada de su monoplaza. El safety car se retiró y la carrera se relanzó sin problemas. Con Hamilton en cabeza seguido por Max Verstappen, Esteban OconDaniel Ricciardo y Valtteri Bottas.

Marcus Ericsson se fue recto contra el muro en el segundo sector de la vuelta nueve y provocó la aparición del virtual safety car. Tras su retirada, Ocon perdió posiciones con Ricciardo y Bottas. Mientras tanto por delante, Hamilton demostraba un buen ritmo con el neumático superblando, abría hueco con el Red Bull y se escapaba sin problemas.

Las paradas comenzaron en la vuelta 18, pero no fue hasta la 22 que vimos a uno de los primeros clasificados en boxes, Max Verstappen. Sólo un giro más tarde, el líder de carrera cubrió el posible undercut del holandés con su parada. Finalmente los pilotos gestionaron las gomas para llevar la carrera a una sola parada

Tras el pit-stop de Lewis, su compañero de equipo –que no había parado todavía– ejerció de perfecto escudero, dejando pasar a Hamilton e interponiéndose entre el inglés y Max, que apretaba al británico para tratar de llevar la carrera a dos paradas. Dos vueltas fueron las que Bottas dio de respiro a su compañero antes del pit-stop. Vuelta a vuelta, se demostró que el ritmo del RB13 de Max era bueno, y recortaba a Hamilton, aunque no consiguió rebajar la diferencia a menos de dos segundos en el tramo medio de la carrera.

Domingo

Las batallas en pista se enfocaron en la mitad de parrilla, con Massa haciendo tapón a los pilotos que le seguían en la lucha por las plazas que daban acceso a los últimos puntos. Magnussen logró quitarse de encima al brasileño en la curva uno con una gran maniobra por el interior. Toque incluido. De ello se aprovechó también Grosjean para ganar la posición al Williams. La pena fue no tener a Hülkenberg en este grupo. El alemán se vio obligado a abandonar por un problema en su DRS –que no se cerraba– en la vuelta 42 cuando iba a tratar de adelantar a todo ese grupo con neumático superblando nuevo.

El tramo final estuvo marcado por un virtual safety car provocado por Lance Stroll. El canadiense pinchó y aparcó el coche a la salida de la curva cuatro. Algo que vino muy bien a Ricciardo, ya que Bottas llegaba con neumático superblando para atacar la última plaza del podio. Quien no tuvo un respiro fue Lewis Hamilton. Verstappen apretó hasta el último momento aprovechando el bajón de ritmo del británico, pero finalmente Lewis aguantó la primera plaza, con ayuda de unos doblados entre los que se encontraban Massa y Alonso –en plena lucha por la décima posición–.

Domingo

Así las cosas, Lewis Hamilton tiene la primera opción de ser Campeón en Austin. Si gana y Vettel es sexto o peor, habrá logrado su cuarto título mundial. Gran actuación de nuevo de los Red Bull, que acumulan un nuevo ‘doblete’ en el podio por segunda carrera consecutiva. Bottas lo intentó pero acabó en cuarta posición y quinto fue Kimi Räikkönen, que tuvo que remontar tras una salida de pista al inicio de la carrera.

Ocon, sexto, fue de nuevo el mejor de los mortales, seguido por Sergio Pérez. Los dos Haas acabaron dentro de la zona de puntos con Magnussen octavo por delante de Grosjean y cerró la zona de puntos Felipe Massa. Fernando Alonso no pudo finalmente arrebatar la décima plaza al brasileño. El virtual safety car y las banderas azules –motivo por el que le cayó una reprimenda y dos puntos del carnet tras la carrera– privaron al asturiano de atacar a Massa y lograr un punto en Suzuka. En cualquier caso, gran remontada desde la última posición para Fernando, que en esta ocasión no tuvo premio final.

La Fórmula 1 se toma un pequeño respiro la próxima semana para volver dentro de 14 días con la gira americana y el Gran Premio de Estados Unidos, en el que ya tendremos a Carlos Sainz subido al Renault, además del primer match-ball para Hamilton.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *