El departamento de marketing y comunicación de Jaguar-Land Rover continúa brindándonos auténticas súper producciones de esas que en ocasiones, logran permanecer en la retina de los aficionados de por vida. Lo que vas a ver a continuación es un todoterreno de enfoque deportivo descendiendo a toda velocidad la ladera de una montaña famosa por los campeonatos de esquí disputados en ella.

Para afrontar un desafío tal, en la marca británica se han hecho con los servicios de un piloto/especialista único, Ben Collins, a quién los últimos años has conocido simplemente como The Stig gracias al famoso programa Top Gear de la BBC. Por fin a cara descubierta, Collins se pone a los mandos del Range Rover Sport en un escenario único, la denominada colina del Infierno, ubicada en la localidad suiza de Mürren y donde cada año se disputa una de las pruebas de descenso en esquí más famosas de nuestro continente.

Con el altímetro marcando los 2.150 metros de altitud, Collins acelera el V8 supercharged de 510 caballos que monta el Range Rover Sport e inicia un descenso trepidante desde la cima, donde se aprecian las primeras nieves del invierno. Por delante, 14,9 kilómetros con rampas de hasta el 75% de desnivel donde cualquier frenada errónea puede terminar en tragedia. Espeluznante.

Según anuncia la cuenta de Land Rover en youtube:

“We absolutely understand Paul, and we do have plenty of film of the run from inside the Range Rover Sport – perhaps we’ll see if we can get the entire drive from a single perspective in the near future.”

Quizá pronto tengamos una on board completa de la hazaña.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *